• martes, 21 de mayo de 2024
  • 16 °C
Orejas y rabo: La lozanía de la Feria de San Marcos
Compartir en redes sociales

Orejas y rabo: La lozanía de la Feria de San Marcos

Carlos Saucedo Medrano 

curromedrano05@gmail.com

 

Algunos médicos no nos quieren decir que el mejor sistema de salud es el preventivo. Quizás esto sea por los altos honorarios que cobran en las consultas exprés de larga espera. Aunado a ello, no somos un pueblo que tenga predilección por la prevención: las oraciones a los santos y los medicamentos paliativos se usan cuando sentimos el agua en el cuello. 

 

Pues a la Feria Nacional de San Marcos, otrora ciclo de postín y de fuerte lozanía taurina, ya le está pasando factura la falta de prevención. Para muestra la entrada del pasado domingo en su primera corrida de toros que no alcanzó la mitad del aforo. 

 

Una feria que solía tener llenos en más de tres o cuatro tardes, se ha acostumbrado a las entradas de tres cuartos o medio aforo. Eso es tan alarmante como el hecho de que en la pasada edición sólo se tuvo un lleno de agotado el boletaje. Aquella tarde fue, a la postre, la última corrida en México de Julián López, El Juli, el 16 de abril de 2023 en mano a mano con Joselito Adame. 

 

Los tratamientos preventivos, que en tantas ocasiones se proponen, abarcan muchas vertientes que no encuentran eco u oídos receptivos. Lo primero es el constante incremento de los precios, el cual hace imposible para muchas familias hidrocálidas y del interior de la República, la compra de entradas. 

 

En segundo lugar, de unas temporadas a la fecha, las combinaciones presentadas no han sido lo suficientemente atractivas para un público que se acostumbró a la presencia de toreros muy específicos, los cuales no pisan el ruedo gris de la Monumental desde algunas temporadas. 

 

Claro que es difícil para la organización contratar a las principales figuras 

ultramarinas. El histórico puente entre las ferias de Sevilla y Madrid, que es Aguascalientes, hace muy complicadas las agendas de los toreros, sobre todo de Morante de la Puebla. 

 

De igual manera, el sofocante calor que por estos días abunda en la tierra de la gente buena, desincentiva la presencia del público en los tendidos de sol. Este problema tenía el remedio del horario en el que iniciaban las corridas. Por ello es de extrañar que los festejos comiencen a las 5:00 de la tarde, cuando en otras temporadas comenzaban a las 6:00 o 7:00. 

 

El Serial Taurino de la Feria Nacional de San Marcos representa un patrimonio para todas y todos los aficionados de México. Por ello no debemos de dejar caer tan prestigioso ciclo. Y eso va desde aficionados, empresarios y el taurinísimo Gobierno del Estado, el cual no logra encontrar la fórmula correcta para mantener rebosantes los tendidos de la plaza.