• domingo, 25 de septiembre de 2022
  • 16 °C
Serial Taurino Zacatecas 2022: la senda del optimismo
Compartir en redes sociales

Serial Taurino Zacatecas 2022: la senda del optimismo

Carlos Saucedo Medrano

curromedrano05@gmail.com

 

Soy un joven que se formó en la Universidad Autónoma de Zacatecas bajo los preceptos de la ciencia económica. Suelo pronosticar las tendencias en el corto y mediano plazo en función del comportamiento de variables a lo largo del tiempo y recuerdo que, en alguna ocasión, cierto docente nos reafirmó en clase:

 

“La economía es la ciencia triste”

 

¿Por qué comenzar así una columna que tiene que hablar de tauromaquia? A ello voy:

 

Semanas atrás, en el ruedo de la Monumental Plaza de Toros de Zacatecas, tuvo lugar la presentación del Serial Taurino, tras un par de años de su última celebración, misma que se dio en el marco de la Fenaza 2019. La empresa Don Bull, encabezada por Pedro Aces, confeccionó un ciclo que consta de seis corridas de toros, una de rejones, una novillada y un festival de aficionados prácticos.

 

Todo el serial está conformado, exclusivamente, por toreros mexicanos. Eso es una buena noticia para los coletas nacionales. Cuatro de los ocho carteles llevarán presencia de toros criados en tierra zacatecana, lo que también es un aliciente para los ganaderos locales, de igual manera, habrá actuaciones de matadores y novilleros locales.

 

El principal atractivo del ciclo será la competencia entre los nuevos valores del toreo mexicano. Y si bien ello es una arriesgada apuesta de la empresa, dado que estos matadores aún no gozan de un posicionamiento fuerte entre la afición y público zacatecanos; resultará provechoso que alguno de esos toreros de nuevo cuño salga revalorizado de la Feria de Zacatecas con un triunfo.

 

La ausencia de Joselito Adame, primera figura del toreo nacional, fue capoteada por Pedro Aces al mencionar que había toreros que “ya habían bailado mucho” por ello les tocaba “mantenerse sentados”. Considero errónea esta narrativa. Los que bailan mucho es porque bailan muy bien y el público asiste a verlos bailar. Alguien quien aspira a unir el sector taurino para hacer frente al embate totalitario y prohibicionista; debería de abstenerse de comentar esas líneas y sencillamente mencionar que las agendas no coinciden.

 

Justo es ese embate antitaurino lo que gira las velas de este buque llamado Serial Taurino por rutas optimistas: no será la feria más rematada ni la más benevolente en el precio de boletos, pero sí es la luz que ilumina a un sector cultural tan importante como lo es el taurino, con todo lo que representa para el estado de Zacatecas.

 

Así que, lejos de augurar malos tiempos para nuestra plaza monumental, lo que nos toca como aficionados es apoyar estos carteles, asistir a los festejos y pregonar con júbilo que regresa nuestra feria con sus infaltables corridas de toros. La amargura y el espesor podrán ayudar para el desahogo, pero los tiempos de crisis que vive el sector no dan espacio para las actitudes pesimistas.

 

Desde este espacio que martes a martes se me brinda, deseo éxito a matadores, ganaderos, empresarios y patrocinadores que apuestan a este proyecto.